.status-msg-wrap {visibility:hidden;display:none;}

miércoles, 8 de febrero de 2017

El arco iris de gravedad (Parte 10)

Páginas 113-115

Parte 10 "reseña-resumen" de             "El arco iris de gravedad" de         Thomas Pynchon...



¿Recordáis el breve encuentro entre Geoffrey Pirate Prentice y Tyrone Slothrop? Ambos llegan al lugar en que un cohete (¿alemán?) ha estallado antes de tocar la tierra. El sitio está fuertemente custodiado. Lo único que ha logrado sobrevivir es un misterioso cilindro en cuyo interior podría haber alguna clase de documento, una hipótesis que Slothrop no puede comprobar porque Pirate coge el cilindro y se marcha. Habrán de pasar muchas páginas y muchas cosas antes de que se descubra su contenido…


En un folleto publicitario redactado el 1934 por el doctor Laszlo Jamf (un personaje que, hasta ahora, sólo aparece mencionado), se describe el curioso funcionamiento del “Kryptosam”, el nombre comercial de la tirosina estabilizada; cuando el  “Kryptosam” se mezcla con cierto componente (todavía no identificado) del líquido seminal, tiene la capacidad de transformar lo invisible en visible; una reacción muy oportuna cuando se trata de hacer llegar mensajes cifrados a un agente del SOE…Al interior del cilindro recuperado por Pirate, la ilustración erótica de una mujer (una mujer con un cierto parecido a Scorpia Mossmoon) provoca en el capitán una violenta eyaculación, por suerte Pirate no desperdicia todo el líquido, parte de él va a parar sobre el mensaje. Aparecen entonces, entre la película blanquecina de su semen, “una fecha, un lugar, una petición de ayuda”. Pirate se lava las manos, quema el mensaje (conserva la ilustración) y se prepara para entrar en acción. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario